El cantautor Javier Krahe ha fallecido la pasada madrugada de un infarto de miocardio en su casa de Zahara de los Atunes (Cádiz) a los 71 años, según informaron a Efe fuentes cercanas al artista.

Los restos mortales del cantautor serán trasladados el próximo martes al Tanatorio de la M-30 de Madrid, han indicado las mismas fuentes. Pese a su condición de cantautor relativamente minoritario, Krahe era trending topic en Twitter tras conocerse su deceso.

 

El cantante ha pasado más de 35 años sobre los escenarios, con más de 1.500 conciertos, catorce discos editados y 150 canciones compuestas. Y, sin embargo, siempre será conocido por el mítico disco La Mandrágora grabado a tres voces con Joaquín Sabina y Alberto Pérez. En este álbum, de 1981, Krahe versionaba a su admirado Georges Brassens en temas como “La Tormenta” o “Marieta”.

 

En una entrevista reciente con la agencia confesaba que su método de composición, había sido prácticamente invariable desde hace años: “Siempre escribo las canciones a partir de una frase que me ha venido a la cabeza, o que he oído decir o que he leído. Cojo esa frase y empiezo a especular con ella”.

Pablo Iglesias le despidió en Twitter y agradeció haber tenido ocasión de cantar a su lado.

 

Cuando la letra ya tiene forma, comienza a ponerle música y la va puliendo hasta que la da por acabada, lo que suele ocurrir en julio junto a una playa de Cádiz, “a eso de las 7 u 8 de la tarde”.

Así surgieron “La hoguera”, “El Tío Marcial”, “Nos ocupamos del mar”, “Canadá, Canadá”, “Mi mano en pena”, “El yeti”, “Ole tus tetas”, “El burdo rumor” y “La costa suiza”, entre otras canciones clásicas para sus fieles seguidores.