La canciller alemana, Ángela Merkel, no se plantea aplicar una quita “tradicional” a la deuda de Grecia y ha señalado la necesidad de estudiar si un rescate de tres años sería suficiente para el país heleno.

“Ya he dicho que no me planteo una quita tradicional”, ha respondido Merkel al ser cuestionada sobre la situación de Grecia durante una rueda de prensa celebrada en Sarajevo en el transcurso de una visita de la canciller a la capital bosnia, según ha informado Europa Press.

Asimismo, la líder alemana declinó pronunciarse sobre la solicitud presentada ayer por el Gobierno griego de un nuevo rescate y apuntó que las autoridades griegas “están trabajando en remitir su propuesta a las tres instituciones”. No obstante, Merkel expresó su prudencia al advertir de que habrá que ver si un plan de asistencia a tres años vista es suficiente para Grecia.