Los sindicatos de Groundforce convocan paros parciales indefinidos, en días alternos, a partir del 4 de julio.

Los trabajadores de Groundforce, la empresa de servicios de asistencia en tierra a pasajeros y aeronaves (handling) del grupo Globalia, están convocados a una huelga parcial con carácter indefinido a partir del próximo 4 de julio en protesta por el estancamiento de la negociación del nuevo convenio colectivo, informa Efe. A los paros, convocados por los sindicatos CCOO, USO, CGT y CESHA, están llamados más de 3.500 trabajadores del ‘handling’ de pasajeros y de la carga y descarga de aviones en todos los aeropuertos donde opera Groundforce.

La huelga afectará, en días alternos, a los aeropuertos de Madrid, Barcelona, Las Palmas, Sevilla, Bilbao, Tenerife Norte y Tenerife Sur, y las compañías aéreas Aeroflot, Aerolíneas Argentinas, Aeroméxico, Air Europa, Etihad Airways, Korean Air, Saudia, Air France-KLM, Alitalia, Lot y Lufthansa, los principales clientes de Groundforce.

En Madrid, los paros se harán todos los domingos de 12:00 a 14:00 y de 20:00 a 22:00 horas, mientras que en Barcelona y Tenerife Sur, todos los viernes, de 08:00 a 10:00 y de 19:00 a 21:00 horas en el catalán, y de 10:00 a 12:00 y de 16:00 a 18:00 horas, en el canario, ha informado hoy CCOO en un comunicado. En Bilbao y Tenerife Norte, la huelga se convoca todos los lunes, de 11:00 a 13:00 y de 17:00 a 19:00 horas, en el primero, y de 13:00 a 17:00 horas, en el segundo. En Las Palmas, será todos los miércoles de 09:00 a 11:00 y de 16:00 a 18:00 horas, y, en Sevilla, todos los jueves de 12:00 a 16:00 y de 19:00 a 21:00 horas.

Las organizaciones sindicales denuncian que, tras dos años y medio de negociaciones del III Convenio Colectivo de Groundforce y, estas últimas semanas, dos reuniones más en el SIMA, la dirección de la compañía “continúa cerrada en sus propuestas iniciales”. CCOO explica que entre los escollos que han supuesto la ruptura de las negociaciones están incrementos salariales o la creación de empleo fijo para todos los aeropuertos que estén por debajo del 65 % de la plantilla con este tipo de contratos.

La empresa ofrece una subida salarial del 0,8 % para el 2015, mientras que las organizaciones sindicales solicitan una del 0,3 % para 2013, del 0,5 % para 2014 y 2015, y el IPC real, garantizando el 1 % para 2016. Asimismo, los sindicatos se oponen a la eliminación del plus de residencia canario y a un nuevo nivel salarial más bajo para la nueva contratación.

Los sindicatos convocantes de la huelga están dispuestos a seguir negociando para llegar a un acuerdo que satisfaga a todas las partes, siempre que la empresa no se cierre en sus propuestas iniciales, añaden desde CCOO.