Los datos anuales de la plataforma de reserva de hoteles Booking.com confirman que Barcelona es muy cosmopolita y Madrid es una ciudad cañí. La capital catalana es la que más reservas ha recibido del extranjero, mientras que la villa del centro de España ha sido la que más actividad ha generado entre los internautas residentes en el país.

El responsable de Alianzas Estratégicas de Booking.com para Europa, Oriente Próximo y África, Toni Raurich, ha explicado que estas diferencias se deben a que Barcelona tiene mucho interés turístico, pero Madrid cuenta con el “efecto capital” y es un destino de negocios para los españoles.

Entre los 10 enclaves nacionales en los que más reservas registra esta web, españoles y extranjeros coinciden en 9: Madrid, Barcelona, Bilbao, Sevilla, Valencia, Málaga, Granada, Córdoba y Benidorm. San Sebastián entra en la clasificación por parte de los visitantes foráneos, mientras que Zaragoza es la que aparece entre las ciudades más buscadas por los españoles.

Por su parte, las capitales extranjeras en las que más reservan los españoles son Londres, París y Roma. A continuación se encuentran dos ciudades vecinas, Lisboa y Oporto, mientras que el “top 10” lo cierran Bruselas, Ámsterdam, Berlín, Andorra la Vella y Florencia.

Reservas desde el móvil

Según un estudio de Booking.com, el 48% de los turistas españoles utilizan su smartphone para planificar sus viajes. Un 24% de los encuestados en España tienen intención de utilizar estos dispositivos con más asiduidad en el futuro para organizar sus viajes.

Los usuarios acuden a la versión móvil del servicio, ha aclarado Raurich, para las “escapadas de corta estancia”, mientras que si el interesado dispone de más antelación y quiere pasar más tiempo en un destino, entonces acude a la web.

En lo que se refiere a la anticipación, hay muchos españoles (el 21%) que se esperan hasta la última semana para planificar su viaje, una proporción que sube hasta el 41% si el motivo del desplazamiento es profesional.

 

Imagen: Flickr – Pedro Ribeiro Simoes