Ciudadanos (C’s) ha acercado posturas con el PSOE-A de cara a la constitución de la Mesa del Parlamento, si bien ha vuelto a trasladar a los socialistas que se opondrá a la investidura de Susana Díaz como presidenta de la Junta si los expresidentes de la Junta Manuel Chaves y José Antonio Griñán, imputados en el caso de los ERE, no abandonan sus actas en el Congreso y el Senado, respectivamente.

A este respecto, el PSOE-A ha dicho que confía en la “inocencia” de ambos pero que, en el caso de que se les imputara delito, les pedirán que abandonen sus escaños, tal y como se ha comprometido la presidenta de la Junta en funciones y secretaria general del PSOE-A, Susana Díaz.

Por su parte, el vicesecretario general de Ciudadanos a nivel nacional, José Manuel Villegas, ha insistido en que la dimisión de Chaves y Griñán es la condición requerida para poder negociar una abstención en la investidura de Susana Díaz y para alcanzar otro tipo de acuerdos puntuales en otras materias. “Es lo que hemos defendido en campaña y hemos recibido votos en función a ello”, ha añadido.Tras la reunión que han mantenido este jueves representantes de ambas formaciones durante aproximadamente una hora en el Parlamento andaluz, el secretario de Organización del PSOE-A, Juan Cornejo, ha indicado a los medios que ha habido “grandes aproximaciones y un punto de partida de entendimiento” durante el encuentro y que podría producirse un acuerdo en relación al pacto anticorrupción que propone Ciudadanos, puesto que algunas de las medidas que lo integran ya están aplicando, otras se incluyen dentro del programa electoral del PSOE-A y las restantes “se pueden estudiar”.

Villegas ha querido dejar claro que su formación, en ningún caso, se plantea la posibilidad de entrar en el Gobierno de la Junta, una decisión “aplicable a toda España” si no son la lista más votada en cualquiera de las elecciones. “Puede haber pactos de estabilidad pero no de gobierno porque no queremos negociar sillones sino políticas”, ha precisado.

El representante de Ciudadanos, que ha acudido a la reunión junto con el coordinador territorial la formación en Andalucía, Manuel Buzón, y con el diputado electo por Huelva, Julio Díaz, ha asegurado que el PSOE-A no puede responsabilizar a su formación ni a ninguna otra si no consigue los apoyos necesarios para la investidura. “Díaz convocó elecciones cuando no tocaban, en función de su agenda personal, y ella es la única responsable”, ha añadido.